miércoles, 13 de mayo de 2015

Yo, Juan de Avís, ya en Castilla. De lo que acontece en la batalla de Toro.

     
Apenas comenzado el año de 1478, me vi obligado a partir a Castilla, donde mi padre estaba luchando por el bien del nuestro reino en la guerra sucesoria entre esa Beltraneja e Isabel de Castilla.
Entretanto, luché en Toro junto a mi padre Alfonso, al igual que lo hice por aquellas tierras africanas en tiempos no muy lejanos. Allí brillé con mi espada y mi corcel, imponiendo mi persona contra todo. Y así fue como hice en la confrontación de Toro… gracias a mi presencia, se revitalizaron los hombres de mi padre, destacando con mucho en la primera parte de la lucha. Junto a mí, en el ala izquierda del ejército, luchaba el ilustre obispo de Évora.
Pero poca honra me otorga el fin de esta empresa ¡oh, por los cielos! que el ejército castellano de Fernando se impuso sobre el nuestro! Tras esta derrota, perdimos una cantidad ingente de apoyos y numerosas ciudades pasaron a posicionarse del lado de los Católicos. Considero, pues, que este punto ha de ser crucial, pues supondrá el fin de la disputa, imponiéndose esta Isabel frente a nuestra Juana.
No obstante mantuvimos activo nuestro ejército en tierras de Castilla. Realizamos dos operaciones a los pocos días del infortunio en Toro, tratando de capturar al propio rey Fernando en el cerco de Cantalapiedra y después a Isabel, allí entre Madrigal y Medina del Campo.
Pasado ya más de un mes de Toro, dirijo un ejército de unos 400 hombres de regreso a Portugal, durante la Semana Santa, pues he de defender las fronteras de mi Portugal de las ofensas castellanas. Mientras tanto, mi padre se halla en Castilla con su esposa Juana, realizando una gran cantidad de ataques por Salamanca y el Toro maldito.
No obstante, mi valeroso padre regresa a Portugal en junio: tiene la intención de partir a Francia para hacerse con el apoyo del rey Luis XI, que ha de renovar la tregua con Aragón en breves...
 
                                                                                              Juan el Príncipe Heredero.
 
 
 
Panorámica de Toro, Zamora
 
 


                                                                                               

1 comentario:

  1. El proyecto esta resultando muy interesante. Me gusta que también se reviva a personajes que aunque no tan conocidos si fueron importantes.

    ResponderEliminar